Más restricciones ante el Año Nuevo. Dos monjes más encarcelados.

Un tribunal ha sentenciado a dos tibetanos de Kardze (provincia china de Sichuan), un monje y una monja, a ingresar en prisión por su supuesta relación con protestas pacíficas en junio de 2008, según ha informado el Centro Tibetano de Derechos Humanos y Democracia (TCHRD), una ONG con sede en Dharamsala.

Ngawang Lhundup, de 22 años, y Kel Nyima, de edad desconocida, ambos residentes del monasterio de Kardze, fueron detenidos por la Oficina de Seguridad Pública el 9 de junio del año pasado por protagonizar una manifestación de protesta ante las puertas del cuartel.

“Ngawang Lhundup ha sido condenado a cuatro años, mientras que las condiciones de Kel Nyima son desconocidas”, han declarado fuentes al TCHRD. Lhundup es hijo de Sangay Wangchuk y Yarkong, de la población de Dhago.

En otro juicio celebrado el mes pasado, Pema Lhamo, una monja del Monasterio Gaden Choeling de Kardze fue sentenciada a tres años de prisión por el mismo tribunal, por participar en una protesta similar el 14 de mayo de 2008. Fue detenida junto con otras seis monjas y una persona laica. Se desconoce el paradero y las condiciones en que se encuentran estas otras personas.

Por su parte, las autoridades chinas están animando a los tibetanos de la región de Kardze con 500 yuans para cada familia que se preste a celebrar una versión china del Año Nuevo Tibetano, a finales de febrero.

Pero en lugar de obedecer, el pueblo tibetano ha decidido no celebrar el Año Nuevo, rindiendo así tributo a todos los tibetanos que han muerto desde que comenzase la violenta represión china el 10 de marzo de 2008, fecha en que se conmemoraba el 49º aniversario de la invasión. El placaje sin miramientos de China sobre los manifestantes tibetanos pacíficos ha dejado ya 219 muertos, 1294 heridos, unos 5600 bajo arresto y más de mil en paradero desconocido.

Según la versión digital del diario británico Times, la policía ha detenido ya a docenas de tibetanos en Lhasa por apoyar una campaña de boicot contra el Año Nuevo Tibetano diseñado por los chinos. Según han informado testigos a este medio, agentes tanto uniformados como de paisano, así como miembros de la Policía Armada Popular se involucraron en los incidentes, que comenzaron el lunes, realizando redadas en teterías, lugar muy frecuentado por jóvenes tibetanos, y sacaron a la calle a gente de todas las edades.

En Lhasa, los empleados del gobierno han recibido la orden estricta de garantizar que acudirán diariamente al trabajo y permanecerán en sus oficinas, para evitar que participen en cualquier posible protesta. También les ha sido comunicado que se aseguren de que sus familiares también estarán vigilados y han advertido que cualquiera que desobedezca las órdenes será “severamente castigado”, ha averiguado The Times.

Fuente: Gobierno Tibetano en el Exilio (www.tibet.net) / The Times

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: