El Panchen Lama continúa retenido por China en su 25º cumpleaños

En 1989, un grupo de personas armadas entraron en casa de un niño y lo secuestraron junto a toda su familia. Se los llevaron lejos, posiblemente siendo torturados, humillados, engañados, sometiéndolos a lavados de cerebro, encargándose de que su presencia no fuese detectada por vecinos, por nadie en el mundo. Ahora, en 2014, todavía siguen retenidos sin posibilidad de comunicarse, de explicarle a nadie qué les pasa. Hoy, 24 de abril, aquel niño cumple 25 años.

Si esta historia afectase a cualquier niño, a cualquier familia del mundo, se convertiría en un escándalo mundial y atraería a los medios de todo el planeta. Pero lo más increíble es que apenas nadie conoce esta historia… incluso tratándose de un caso todavía más especial.

El niño, ya con 25 años, es tibetano, se llama Gedun Chöky Nygma y es considerado una de las figuras más importantes de la historia del budismo: Su Santidad el 11º Panchen Lama. Los hombres armados que en 1989 lo secuestraron junto a su familia eran agentes chinos, y desde entonces siguen retenidos a cargo del gobierno comunista de Pekín.

Un tiempo después, el régimen -que como comunista, asegura no interferir en absoluto en ninguna cuestión religiosa- escogió al hijo de un funcionario tibetano y lo nombró a dedo como nuevo y “auténtico” Panchen Lama, disfrazado de monje, sin estudios religiosos, sin vinculación alguna con el budismo, sin la menor credibilidad por parte de budistas ni tibetanos del mundo entero, y que repite una y otra vez como un loro las consignas del partido.

Apenas ningún medio de prensa internacional se ha interesado nunca por el joven Gedun y su familia, por su importantísima posición religiosa -cercana a la que podría tener un papa, por ejemplo- o por los llamamientos que incansablemente hacen todos los colectivos tibetanos en el exilio. No se trata ya de una cuestión religiosa o de nacionalismo tibetano, sino de que Gedun Chöky Nygma, secuestrado y retenido desde 1989, sigue siendo desde entonces el preso político más joven del mundo. Mientras tanto, el gobierno chino miente descaradamente, unas veces diciendo que no sabe nada del asunto, y otras diciendo que se encuentra bien bajo el ala del régimen y que no se le debe molestar. El colmo del cinismo.

Desde ¡Libertad Para Tíbet! (www.libertadparatibet.wordpress.com) queremos llamar la atención de cualquiera que se considere defensor de los Derechos Humanos para que se conozca la trágica situación de Su Santidad el Panchen Lama y colabore con la difusión de su historia. Cuanto más conocido sea su caso, más probable es que en el futuro se muevan los hilos necesarios para conseguir su liberación.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: